Overblog
Edit post Seguir este blog Administration + Create my blog

El blog de asesoresruiz-cabello

En nuestro trataremos aquellos temas de actualidad que mas puedan interesar a las empresas

IMPUTACIÓN DE RENTAS EN IRPF. EL CONTRIBUYENTE COMO POTENCIAL DEFRAUDADOR

 

 

 

 

irpf_11.jpg

 

 

Como ya hemos explicado en varios artículos el IRPF divide los rendimientos gravados entre base imponible general (liquidable) y base de ahorro general (liquidable). Dentro de la base imponible - liquidable general se encuentran las imputaciones de renta, y dentro de este concepto el de la imputación de rentas inmobiliarias.

 

Existen algunos supuestos sobre los que no se aplica esta imputación y son los siguientes:

  • La vivienda habitual.
  • En cualquier caso los bienes inmuebles rústicos.
  • El suelo no edificable.
  • Los bienes inmuebles urbanos afectos a una actividad económica o que generen rendimientos por arrendamientos.
  • Los bienes inmuebles urbanos que estén en fase de construcción a la fecha del devengo del impuesto.

Como puede observarse la AEAT no tiene en cuenta el "principio de inocencia" del contribuyente persona física (algo similar ocurre en el Impuesto de Transmisiones Patrimoniales si quien transmite es un particular en vez de una empresa o empresario individual) considerando que en aquellos bienes inmuebles susceptibles de generar ingresos y no se incluyan en la declaración de renta, el contribuyente esta defraudando imputando por ello dicha renta supuesta no declarada.

 

El importe que se imputa se ajusta a las siguientes reglas:

  1. Con caracter general se imputa el 2% del valor catastral del bien inmueble.
  2. 1,1% del valor catastral si este ha sido revisado (recordar el artículo dedicado al IBI) y entre en vigor con posterioridad al 1 de enero de 1994.
  3. 1,1% sobre el 50% del valor declarado o comprobado, según cual resulte superior, si no consta valor catastral.

Ya hemos indicado que si el bien inmueble genera rendimientos por arrendamiento no se imputa ninguna renta y además según se cumpla el requisito de edad del arrendatario incluso se bonifica el 100% de la renta generada.

 

Dicho requisito se ha endurecido además con fecha de efecto desde el 1 de enero de 2011. Con anterioridad a esta fecha el requisito de edad se encontraba en el intervalo que va desde los 18  a los 35 años. Actualmente la edad máxima que permite la bonificación se ha reducido a 30 años.

 

Veamos un ejemplo para la mejor comprensión.

 

Doña MJL adquirió en 1998 una vivienda situada en Mijas Costa por 234.689 euros. Tras un procedimiento de valoración colectiva que entró en vigor el día 15 de noviembre de 2011 el valor catastral se incrementó y pasó de 95.678 euros a 123.456 euros correspondiendo un 45% de dicho valor al suelo.

Doña MJL adqurió el mobiliario de la vivienda por 9.875 euros y los gastos satisfechos en el año 2011 por el inmueble fueron:

  • IBI ....................................................................297,45 euros.
  • Comunidad....................................................856,78 euros.
  • Principal préstamo hipotecario.................1987,27 euros.
  • Intereses........................................................456,67 euros.
  • Póliza seguro hogar.....................................234,78 euros.

CASO 1: No se declaran ingresos.

 

En este supuesto se iputa el 1,1 % de 123.456 dando una base imponible por rendimientos del capital inmobiliario de 1.358,01 euros.

 

CASO 2: se declaran ingresos por un arrendamiento mensual de 580 euros siendo la edad de los arrendatarios 33 y 29 años.

 

Concepto Importe
Ingresos 6960
- Impuestos no estatales (297,45)
- Préstamo hipotecario (2.443,94)
- Amortización vivienda (3% valor catastral excluido suelo) (2.037,02)
- Amortización mobiliario (10% del importe satisfecho) (987,5)
- Otros gastos (1.091,56)
= Rendimiento neto 102,53
- Reducción por arrendamiento (desde 1.1.2011 el 60%) [100x(50%x102,53)] + [60%x(50%102,53)] =30,76
= Rendimiento neto reducido 71,77 euros
   
   

 

En este caso al tener uno de los dos arrendatarios menos de 30 años la exenxión total se aplica al 50% del rendimieto neto, y la exención parcial del 60% general al otro 50%. Si ambos arrenadatarios fuesen menores de 30 años se aplicario una exención total y si superaran esta edad se aplicarioa a la totalidad del rendimiento neto la exención general.

 

Página web asesores ruiz-cabello link

 

antonio.ruiz@allianzmed.es

 


Regresar al inicio

Compartir este post

Repost0
Para estar informado de los últimos artículos, suscríbase:

Comentar este post

Juan José Vera 09/25/2016 00:14

Hola buenas.
Y pregunto yo si la finca en cuestión es rústica pero está en proceso de Urbanización, o sea que ahora mismo está catalogada como suelo urbano no consolidado, esto quiere decir más o menos que el suelo es rústico y que está dentro del Plan General de Ordenación Urbana para urbanizarse dentro de un plazo dado, pero que a día de hoy aún no es urbano.
El caso es que me han hecho una paralela porque han constatado la existencia de imputación de rentas inmobiliarias no declaradas por mi de este inmueble que es de momento rústico. Tienen razón estos siervos de Montoro o no, tengo diez dias para reclamar. Agradezco vuestra ayuda.

ASR 09/25/2016 19:56

Estimado Juan José respecto a tu consulta existe una consulta de la Dirección General de Tributos de 16 de septiembre de 2013, que aun refiriéndose a una parcela de carácter urbano puede dar respuesta.

RESUMEN:


IRPF. Compra de parcela de terreno urbano: Imputación de rentas inmobiliarias. Consideración de renta imputada: Será la cantidad que resulte de aplicar el 2 ó el 1,1 por ciento al valor catastral. Parcela y edificación sobre ella construida: No están afectas a ninguna actividad económica, no procediendo realizar imputación alguna por la parte de la parcela no edificada.


Órgano:


SG de Impuestos sobre la Renta de las Personas Físicas


Normativa:


LIRPF, Ley 35/2006, artículo 85.


Descripción de los hechos:


El consultante está interesado en la compra de una parcela de terreno urbano con una superficie de 5.020 metros cuadrados y en la cual se mantiene una antigua edificación destinada a cobertizo que tiene una superficie de 128 metros cuadrados.


Cuestión planteada:

Si debería imputar rentas inmobiliarias por la parte de la parcela de terreno no edificada en el supuesto de que decidiera adquirirlo.


Contestación completa:


El artículo 85 de la Ley 35/2006, de 28 de noviembre, del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas y de modificación parcial de las leyes de los Impuestos sobre Sociedades, sobre la Renta de no Residentes y sobre el Patrimonio (BOE de 29 de noviembre), regula la imputación de rentas inmobiliarias, disponiendo en su apartado 1 lo siguiente:


"1. En el supuesto de los bienes inmuebles urbanos, calificados como tales en el artículo 7 del texto refundido de la Ley del Catastro Inmobiliario, aprobado por el Real Decreto Legislativo 1/2004, de 5 de marzo, así como en el caso de los inmuebles rústicos con construcciones que no resulten indispensables para el desarrollo de explotaciones agrícolas, ganaderas o forestales, no afectos en ambos casos a actividades económicas, ni generadores de rendimientos del capital, excluida la vivienda habitual y el suelo no edificado, tendrá la consideración de renta imputada la cantidad que resulte de aplicar el 2 por ciento al valor catastral, determinándose proporcionalmente al número de días que corresponda en cada período impositivo.


En el caso de inmuebles localizados en municipios en los que los valores catastrales hayan sido revisados, modificados o determinados mediante un procedimiento de valoración colectiva de carácter general, de conformidad con la normativa catastral, y hayan entrado en vigor a partir del 1 de enero de 1994, la renta imputada será el 1,1 por ciento del valor catastral.


Si a la fecha de devengo del impuesto los inmuebles a que se refiere este apartado carecieran de valor catastral o éste no hubiera sido notificado al titular, se tomará como base de imputación de los mismos el 50 por ciento de aquel por el que deban computarse a efectos del Impuesto sobre el Patrimonio. En estos casos, el porcentaje será del 1,1 por ciento.


Cuando se trate de inmuebles en construcción y en los supuestos en que, por razones urbanísticas, el inmueble no sea susceptible de uso, no se estimará renta alguna."


Conforme con esta configuración de la imputación de rentas inmobiliarias y partiendo de la hipótesis de que la parcela y la edificación sobre ella construida no estén afectas a ninguna actividad económica, en el supuesto consultado no procedería realizar imputación alguna por la parte de la parcela no edificada.


Lo que comunico a Vd. con efectos vinculantes, conforme a lo dispuesto en el apartado 1 del artículo 89 de la Ley 58/2003, de 17 de diciembre, General Tributaria.

Resumiendo, y aunque no concretas si hay algún tipo de inmueble edificado en la parcela rústica, si no los hubiera no debería haberse producido la imputación de rentas en la declaración paralela.

Antonio Ruiz-Cabello 02/01/2015 16:42

En efecto María se deducen los intereses del préstamo y no el principal. Así en el caso práctico deducimos los 456,67 euros de intereses pagados en el año natural anterior en vez de la cantidad correspondiente al principal del préstamo hipotecario.
Con la reforma fiscal para contrato firmados a partir del 1 de enero de 2015, si cambio la reducción para el arrendador al eliminarse la deducción del 100% cuando el arrendatario es menor de 30 años, resultando una reducción general del 60% sea cual sea la edad del mismo.

María 01/27/2015 10:38

Buenos días,
Me podría aclarar el porque se deduce el principal del préstamo?, yo tenía entendido que se deducían solo los intereses.
Gracias,
María